La Autoridad Fiscal Independiente investiga a Correos por orden del Gobierno

Revela que su modelo es insostenible. Clava a los clientes modestos mientras da descuentos a los ricos. No cumple su misión social.

Correos ha apostado por un mercado de grandes clientes, ofreciendo descuentos que llegan a superar el 50% a las grandes compañías o entidades, mientras que los pequeños usuarios han visto crecer las tarifas un 43%.

Solo el 7% de los centros postales arrojan resultados positivos y que el borrador del nuevo plan de prestación no incentiva la eficiencia y aún más rígido que el anterior plan.

La AIReF sugiere que la compensación se simplifique y se incluyan únicamente las zonas rurales y aquellas áreas donde los volúmenes sean bajo y, por lo tanto, no sean rentables.

Entrar en el mercado del sudeste asiático o conquistar Portugal se antojan sueños cuando el informe oficial de la Autoridad Fiscal Independiente, pedido por el Gobierno, resulta demoledor sobre el actual Correos. Un largo informe que servirá a la SEPI, la propietaria de Correos para exigir al actual presidente que reforme Correos. 

Correos lleva tiempo con una ficción de hacer bien las cosas, mientras que dominado internamente por una facción de la sección postal del sindicato CC.OO. sus presidentes han engañado a la SEPI, con datos que ahora un órgano del Estado censura.

La Autoridad Fiscal Independiente ha ha emitido una larga evaluación, a petición del Gobierno, sobre la situación del Grupo Correos.

El Ministerio de Fomento encargó recientemente un estudio a la Autoridad Fiscal Independiente para conocer la situación de Correos. Este organismo ha hecho públicas ya las conclusiones de su análisis, que no han dejado a nadie indiferente. Según la Autoridad Fiscal, el coste neto del Servicio Postal Universal es demasiado elevado en España, además, no existe un plan que permita calcular el coste de ese servicio con seguridad. La AIReF apunta también que el plan de prestación no facilita que se reduzca el coste público, ni adaptarse a una demanda creciente, ni calcular los costes sin depender del operador. Desde la Autoridad apuntan también a que este operador tiene margen para mejorar su eficiencia tanto en costes como en ingresos y aseguran que, salvo que reoriente su estrategia, tendrá pérdidas crecientes.

Ante tal situación, la AIReF propone que Fomento y Hacienda colaboren para definir, de forma independiente, la nueva metodología de cálculo y flexibilicen las obligaciones del servicio público. El objetivo de esta propuesta es reducir el coste del Servicio Postal Universal.

Menú